✍ ¿QUÉ ES EL APRENDIZAJE BASADO EN COMPETENCIA? | DOCENTES 2.0

En el momento actual, el ámbito educativo está en un viaje creativo, así que no es de extrañar que los docentes se sorprendan al descubrir que desea llevar las ideas más lejos o que se le ocurren otras formas de abordar los elementos de la política y práctica. Lo importante, es que los recursos le ahorrarán tiempo para comenzar y estructurar las conversaciones necesarias para generar claridad y consenso.

Hoy les compartiremos los 10 principios básicos para el aprendizaje basado en competencia:

  1. Objetivos académicos claros: Todas las expectativas de aprendizaje se comunican de forma clara y coherente a los estudiantes y familias, incluidas las expectativas a largo plazo, corto plazo y generales.
  2. Múltiples vías para alcanzar esos objetivos: El rendimiento de los estudiantes se evalúa en función de los estándares de aprendizaje comunes y las expectativas de desempeño que se aplican de manera constante a todos los estudiantes, independientemente de si están inscritos en cursos tradicionales, siguen vías de aprendizaje alternativas o reciben apoyo académico.
  3. Evaluación de criterios de referencia basada en estándares: Todas las formas de evaluación se basan en estándares y hacen referencia a criterios, como, además, al éxito se define por el logro de los estándares esperados, no por medidas relativas de desempeño o comparaciones entre estudiantes.
  4. Impulsado por evaluaciones formativas: Las evaluaciones formativas evalúan el progreso del aprendizaje durante el proceso de instrucción y no se califican. La información de evaluación formativa se usa para informar ajustes, prácticas y apoyo a la instrucción.
  5. Las evaluaciones sumativas brindan instantáneas: Las evaluaciones sumativas evalúan el rendimiento del aprendizaje y se califican. Los puntajes de evaluación sumativa registran el nivel de competencia de un estudiante en un momento específico.
  6. Las calificaciones son comunicativas: Las calificaciones se utilizan para comunicar el progreso y logros del aprendizaje a los estudiantes. Las calificaciones no se utilizan como forma de castigo o control.
  7. El «éxito» de los estudiantes es multidimensional y distinto: El progreso y los logros académicos se supervisan e informan por separado de los hábitos de trabajo, los rasgos de carácter y los comportamientos, como la asistencia y la participación en clase.
  8. Intente, vuelva a intentarlo: Los estudiantes tienen múltiples oportunidades para volver a tomar evaluaciones o mejorar su trabajo cuando no cumplen con los estándares esperados.
  9. Flexibilidad: Los estudiantes pueden demostrar el progreso y los logros del aprendizaje de múltiples formas a través de evaluaciones diferenciadas, opciones de aprendizaje personalizadas o vías de aprendizaje alternativas.
  10. Elección y empoderamiento de los estudiantes: Los estudiantes tienen la oportunidad de tomar decisiones importantes sobre su aprendizaje, lo que incluye contribuir al diseño de experiencias de aprendizaje y vías de aprendizaje personalizadas.

En síntesis, el Aprendizaje Basado en Competencias es un enfoque de enseñanza-aprendizaje centrado en la propia actividad, responsabilidad del estudiante y desarrollo de su autonomía. Admite el desarrollo de competencias genéricas y competencias específicas que permiten a la persona alcanzar los conocimientos científicos y técnicos propios de su profesión, aplicarlos en contextos diversos y complejos para integrarlos a su vez con sus propias actitudes y valores en un modo propio de actuar personal y profesionalmente.

Los invitamos adquirir el libro Planificación Educativa apoyada en Competencias

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *