✍¿QUÉ ES EL MASTERY LEARNING O APRENDER PARA EL DOMINIO? | DOCENTES 2.0

El Mastery Learning o Aprender para el Dominio es la innovación educativa transformadora. En esencia, el Mastery Learning permite a los estudiantes avanzar a su propio ritmo a medida que dominan el conocimiento, habilidades y disposiciones. La implementación efectiva a escala cambiará por completo cómo aprenden los estudiantes, cómo enseñan los docentes y cómo funcionan las instituciones educativas. El Mastery Learning está revolucionando las experiencias estatales, investigación educativa, mercado laboral, como, además, transformando la manera en que se desarrollan los planes de estudio, cómo se mide el aprendizaje y cómo se capacita a los docentes.

Aprender para el Dominio o Mastery Learning no es un concepto nuevo, incluso como práctica de instrucción tampoco lo es. Esta filosofía existe desde al menos la década de 1960 el cual se apreció en el Informe Coleman (Coleman et al., 1966), el cual,  hace énfasis en la importancia del entorno o background familiar previo a la escuela. En la historia se observa que el requisito de demostrar dominio ha existido durante siglos, desde los gremios medievales hasta las licencias de conducir modernas. No obstante,  el término tuvo origen en Bloom (1968) a partir de su creencia de que no sólo el entorno de aprendizaje era clave para el éxito educativo. En los últimos años, un número cada vez mayor de docentes, instituciones y sistemas educativos han comenzado gradualmente a moverse en esta dirección, con una mayor conciencia sobre el dominio del aprendizaje y sus beneficios potenciales para estudiantes y docentes. No obstante, es un trabajo desafiante tal como se

¿Qué se requiere para que esto suceda el dominio del aprendizaje o Mastery Learning?

  1. Objetivos de aprendizaje específicos, claros y demostrables. Debemos tener claro lo que queremos que los estudiantes conozcan y sean capaces de hacer cuando el aprendizaje se haya producido con éxito. Los estándares tradicionales de alto nivel no permiten el dominio del aprendizaje; una mayor precisión es esencial.
  2. Umbrales de dominio claros para cada objetivo de aprendizaje. Los estudiantes y los docentes necesitan saber exactamente qué significa el dominio y cómo saber cuándo el estudiante está listo para pasar al siguiente objetivo de aprendizaje. Esto se aplica a todos los objetivos de aprendizaje: los objetivos simples que requieren computación y memorización, así como los objetivos muy avanzados que requieren una síntesis y aplicación colaborativas complejas.
  3. Procesos claros para que los estudiantes demuestren dominio. Los procesos deben ser totalmente escalables: para cada estudiante y cada objetivo de aprendizaje. Esto también funciona para garantizar un acceso equitativo para todos los estudiantes.
  4. Procesos claros para que los docentes evalúen el dominio. Estos procesos también deben ser completamente escalables para que sea factible que los educadores evalúen el dominio de cada estudiante y cada objetivo de aprendizaje.
  5. Un sistema para organizar y mostrar de manera efectiva los datos sobre el progreso del aprendizaje de los estudiantes basado en el dominio. Los datos deben estar inmediatamente y fácilmente disponibles para los estudiantes, maestros, directores y padres.

En síntesis, la mayoría de los planteles educativos aún utilizan calificaciones con letras y administran el proceso educativo en función de los requisitos de tiempo de asiento y guías de ritmo donde los educadores enseñan a grupos de estudiantes el mismo contenido al mismo tiempo. Desde un poco antes de pandemia, los educadores han escuchado y han estado cada vez más expuestos a términos como aprendizaje personalizado y aprendizaje combinado. Estos están estrechamente relacionados con el dominio del aprendizaje y, a menudo, incluyen conceptos como instrucción diferenciada y el uso efectivo de datos en tiempo real. La educación basada en competencias se utilizan a menudo como sinónimos de aprendizaje para el dominio en diferentes regiones y por diversos grupos. No obstante, el elemento esencial y verdaderamente transformador en todos estos es el mismo: permitir que los estudiantes avancen a su propio ritmo a medida que dominan el contenido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.