EL MANEJO DE LAS EMOCIONES EN EL AULA DE CLASES.

La inteligencia emocional es muy significativa para nuestra vida y el modo en la que podamos alcanzar una mayor empatía, saber controlar y entender nuestros sentimientos, aumentar nuestra capacidad para resolver los problemas nos dará una mejor calidad de vida.

Las personas que saben regir sus sentimientos saben descifrar y relacionarse efectivamente con los demás, gozan de todos los dominios de la vida. Además son más eficaces y se suelen sentir más satisfechas. Los aspectos a enfatizar en el manejo de las emociones son:
  1. Reconocer y aceptar las emociones.
  2. Manejar las propias emociones.
  3. Ponerse en el lugar de otro.
  4. Crear relaciones sociales.
Para cualquier actividad son importantes las habilidades sociales, acentúan las relaciones personales. Se pueden considerar conductas necesarias para interactuar y relacionarse con los iguales y adultos de forma efectiva y satisfactoria.
La comunicación se encuentra en el origen de toda relación humana. Existen elementos que facilitan la comunicación y otras que la obstaculizan. Podemos considera tres tipos de estilos de comunicación:
  1. Agresivo: Se comunican agresivamente para forzar a otra persona y salirse con la suya.
  2. Pasivo: No se comunican adecuadamente, son incapaces de expresar sus sentimientos y de decir que NO. Se dejan llevar por los demás.
  3. Asertivo: Se comunican bien, expresan lo que sienten, sus necesidades, sus derechos y opiniones, sin violar los sentimientos de los demás.
Existen técnicas que pueden ayudar a mejorar las habilidades sociales. Enumeramos algunas técnicas como la imitación, el reforzamiento positivo, el entrenamiento, las prácticas y la enseñanza de resolución de conflictos.
El conflicto suele ser considerado como algo negativo y no deseable. Ahora sabemos que el conflicto es inherente al ser humano surge de la incompatibilidad en intereses, valores, aspiraciones. Hasta hace poco la institución educativa lo ha considerado en conceptos y procedimientos pero no insistiendo en actitudes ni en los valores.
Para resolver conflictos en el aula de clases hay que trabajar en valores para conseguir una buena cohesión grupal. Existen técnicas para trabajar la resolución de conflictos en el ámbito educativo insistiendo en las tres dimensiones del comportamiento humano: lo cognitivo, lo conductual y lo afectivo.
Podemos trabajar estos aspectos mencionados en la institución educativa mediante las relaciones tutoriales entre compañeros. Además el trabajo entre iguales con un aprendizaje cooperativo basado en la interacción social.
En el aprendizaje cooperativo tan importante es el éxito de los compañeros como el éxito personal. Se pretende que cada uno rinda conforme a sus posibilidades y aporte al grupo lo mejor de sí mismo. Por lo tanto, se utilizaran dinámicas de grupo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.