✍LA EDUCACIÓN Y MOVILIDAD SOCIAL | DOCENTES 2.0

El éxito de cualquier grupo de personas depende de su nivel de educación. la educación y movilidad social han estado unidas durante mucho tiempo. Quienes mejoran su capacidad de aprendizaje también aumentan la probabilidad de mejorar su solvencia económica. La viabilidad económica y movilidad social ascendente inicia en el aula. La inteligencia artificial (IA) está lista para cambiar la manera en que los estudiantes avanzan en sus estudios y se posicionan en las redes sociales. IA ha abierto nuevas puertas al resto del mundo más allá del aula al cambiar el cómo, cuándo y dónde se lleva a cabo ese aprendizaje.

Por ello, la inteligencia artificial en la educación puede alterar el panorama curricular al proporcionar a los educandos lecciones personalizables y diferenciadas ya que pueden acceder a los módulos de aprendizaje a su propio ritmo, lo cual es fundamental para construir una base de aprendizaje. La instrucción uno-a-uno produce el doble de crecimiento en el aprendizaje ya que no todos los estudiantes pueden concentrarse exclusivamente en sus estudios, dado a que algunos trabajan para mantenerse a sí mismos y/o a sus familias. Actualmente, la mayoría de los estudiantes buscan oportunidades de aprendizaje flexibles que se ajusten a sus horarios. Las instituciones han respondido a esta necesidad, y la matrícula en las clases universitarias en línea ha aumentado un 7,1% en un año. Más de la mitad de los estudiantes matriculados en cualquier universidad han tomado al menos una clase en línea.

Las clases en línea por sí mismas son extensiones del salón de clases. No obstante, el aprendizaje se vuelve más personal y relevante cuando los sistemas de gestión del aprendizaje incorporan funciones de inteligencia artificial como la minería de datos y los chatbots. Los programas asistidos por inteligencia artificial en los cursos en línea ofrecen una experiencia de aprendizaje más rica debido a su capacidad para interpretar, analizar y responder a las respuestas de los estudiantes. Por lo tanto, La IA aumenta las oportunidades de socialización para todos los educandos debido a que puede curar, sincronizar y evaluar el progreso de aprendizaje. Además, fomenta una mayor socialización ya que interactúan al momento de interactuar con los docentes, compañeros e incluso con expertos en la materia de todo el mundo se amplía la experiencia educativa.

En síntesis, la IA en la educación puede ser particularmente útil para los estudiantes diagnosticados con autismo. La comunicación y socialización pueden ser un desafío para los estudiantes autistas. Los robots como Milo, diseñados con IA, pueden enseñar a los estudiantes autistas cuándo y cómo usar las emociones, mostrar simpatía, empatía y actuar de manera socialmente apropiada. Por ende, al personaliza el aprendizaje, porque se hace más notorio, al brindar experiencias de socialización humana, movilidad social para todos los estudiantes, independientemente de su origen, estatus socioeconómico o condición.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.