✍¿CUÁLES SON LOS CRITERIOS PARA EVALUAR ESTUDIOS CUALITATIVOS? | DOCENTES 2.0

Hoy en día, son muchos los investigadores que confunden los criterios para evaluar la calidad y el rigor de los estudios cualitativos con los connotativos. No obstante, es pertinente recordar que estos criterios varían un poco, según los métodos utilizados. Tal como lo señalan los autores Adler & Adler (1994) las principales críticas a los estudios observacionales sean de participación o de no participación, es el argumento de su validez debido a la subjetividad y los sesgos del investigador.

Por lo tanto, esta preocupación es una de las razones por las que rara vez se publican estudios basados ​​únicamente en observaciones. Por consiguiente, la validez se puede amplificar de a través de tres (3) procedentes:

  1. Múltiples observadores: donde se trabaja en equipo para cotejar datos y patrones continuamente.
  2. Refinamiento y comprobación de proposiciones e hipótesis: en un enfoque de teoría fundamentada, donde la escritura hace que el mundo de los sujetos sea real para el lector, y el lector reconoce la autenticidad de los resultados.
  3. Confiabilidad en los estudios observacionales: lo que sugiere realizar sistemáticamente observaciones repetidas bajo condiciones variables, particularmente en tiempo y lugar variables. La confiabilidad se verificaría mediante la aparición de resultados similares.

Desde el punto de vista de Borg & Gall existen varios criterios para evaluar la calidad de los estudios de observación participante, entre ellos mencionan:

  1. Es menos probable que el uso de observadores participantes resulten datos erróneos de individuos u organizaciones.
  2. El investigador debe tener acceso relativamente libre a una amplia gama de actividades.
  3. Las observaciones deben ser realizadas durante un largo período de tiempo.
  4. Y, la triangulación de metodología (1989, p. 393).

Por esta razón, los investigadores pueden estar seguros de que la imagen que presentan de la realidad de un entorno o situación es clara y verdadera. Se pueden usar múltiples métodos para abordar las preguntas de investigación. No obstante, de acuerdo con las recomendaciones de Adler & Adler (1994) para mejorar la confiabilidad, se pueden recopilar los mismos datos de otras muestras en otros momentos y en otros lugares. Tal como lo señala el autor Nathan (1979), la investigación social aplicada, proporciona lo que él llama reglas para la investigación relevante. Una selección incluye: ser imparcial, centrarse en los efectos más relevantes para las políticas, ensuciarse las manos, ser interdisciplinario, clasificar cuidadosamente la descripción, análisis y opiniones. Por otra parte, autor Hammersley (1990) argumenta algunos criterios para evaluar la investigación etnográfica, como son la validez y relevancia. El autor recomienda preguntarse en la validez, primero si los hallazgos o afirmaciones son razonables; en segundo lugar, “si parece probable el juicio sobre los asuntos relacionados con la afirmación, circunstancias y características del investigador” (p. 61); y finalmente, en los casos en que la afirmación no parezca creíble, se requiere que se examinen las pruebas de validez.

Por ende, los investigadores deben esforzarse por obtener una visión general de los problemas y el contexto, para luego realizar un muestreo a propósito para recopilar datos que representen la gama de realidades de los participantes en esos entornos. En todos los estudios observacionales, se recomienda que los investigadores estén preparados para observar, registrar y analizar, no solamente en los intercambios verbales sino también las señales sutiles mediante el uso de medidas discretas.

Referencias

Adler, P. A., & Adler, P. (1987). Membership roles in field research. Vol. 6. Qualitative research methods. Sage Publications.

Borg, W. R. & Gall, M. D. (1989). Educational Research: An Introduction. 5th. ed. Longman.

Hammersley, M. (1990). Reading ethnographic research. Longman

Nathan, R. (1979). Ten rigorous rules for relevant research. In C.C. AN. Perspectives on the costs and benefits of applied social research. Cambridge, MA: Abt.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.